Inteligencia Artificial: ¿de quién es la propiedad intelectual?

La carrera de Derecho Vespertino de la Universidad San Sebastián organizó una charla a cargo del abogado y experto en Derecho de Propiedad Intelectual Felipe Osorio, quien entregó a estudiantes y académicos un punto de vista internacional referente a la regulación de obras realizadas por Inteligencia Artificial.

Con el objetivo de explorar cómo las categorías tradicionales del derecho de autor pueden adaptarse a las obras literarias, científicas y artísticas creadas por sistemas dotados de inteligencia artificial, la carrera de Derecho Vespertino de la Universidad San Sebastián realizó la charla magistral “Inteligencia Artificial y Derecho de Autor”, a cargo del abogado Felipe Osorio, máster en Derecho con mención en propiedad intelectual por la University of Kent y actual candidato a doctor por la University College London.

En la charla, fueron revisados los detalles regulatorios y jurisprudenciales relativos a un concepto fundamental del derecho de autor: la originalidad de la obra. En este contexto, Osorio mostró cómo los tratados internacionales sobre derecho de autor, el derecho estadounidense, el derecho europeo, la legislación británica y el sistema chileno tienen dificultades para dar cuenta de este tipo de creaciones, especialmente cuando no es posible identificar una contribución humana en la producción de las obras.

“Las tensiones entre el derecho y las nuevas tecnologías -en este caso las tensiones entre el derecho de autor y la inteligencia artificial- permiten a los estudiantes enfrentarse a los límites de las categorías tradicionales del derecho. Así, al estudiar la forma en que el derecho se adapta a los nuevos desarrollos tecnológicos, se facilita la comprensión del sistema jurídico en su conjunto y, a la vez, permite desarrollar el pensamiento crítico, habilidad esencial tanto para aquellos interesados en la investigación, como para quienes desean ejercer prácticamente la disciplina”, señaló Osorio.

Desafíos para la regulación

“La inteligencia artificial es hoy un desafío para su regulación en diversas materias, habida consideración de los beneficios económicos y sociales a los que puede contribuir, a partir de su uso en diversos ámbitos, como medioambiental, salud, educación, entre muchos otros”, señaló la directora de carrera de Derecho Vespertino, Marion Soto. No obstante, agregó que “las mismas consideraciones que son virtuosas para el avance e innovación pueden generar ciertos riesgos o consecuencias para las personas desde la perspectiva de la eventual afectación de sus derechos fundamentales”.

En tal sentido, la protección de los derechos, de los datos personales, la confianza y la ética son esenciales para erigir un sistema que, sobre la base de la política nacional y sus planes de acción, pueda otorgar garantías de seguridad en su uso, procurando construir enfoques normativos que trasciendan en un marco que dialogue con las regulaciones a nivel global y se adapte a los nuevos desafíos tecnológicos.

“Precisamente, uno de estos desafíos es delimitar el nivel de protección de las nuevas creaciones en que participa la Inteligencia Artificial en mayor grado, o con cierto nivel de autonomía, por lo que abordar esta discusión y análisis académico con la visión del profesor Osorio es una maravillosa oportunidad para nuestros estudiantes y profesores”, aseguró la directora.